Todos sabemos que los bancos son especialmente creativos cuando se trata de encontrar soluciones que les permitan ganar más dinero y no perder ni un céntimo. ¿Cómo luchar contra los impagos, por ejemplo? Tienen toda clase de ideas y procesos, pero en el caso de los coches en Estados Unidos han ido un paso más allá: instalando un dispositivo que paraliza el coche en caso de que te saltes alguno de los pagos del crédito.

Es sin duda una forma infalible de recordar al propietario (o futuro propietario, aquí todavía es del banco) del coche de que se ha olvidado de pagar al banco la cuota mensual por el vehículo, aunque parece un poco cruel. ¿Tienes una emergencia? Se siente, le debes la cuota de este mes a tu banco. Hasta que no la pagues tu coche no se moverá.

La idea es poder conceder créditos para comprar un coche a personas que posiblemente no lo fuesen a conseguir de otra forma: el banco ve que ese cliente no ofrece todas las garantías que debería, pero cede a dar el préstamo a cambio de seguir teniendo el control sobre el coche. Los dispositivos tienen GPS, por lo que la entidad que haya prestado el dinero puede saber siempre dónde está y por dónde se mueve. Y, cuando quieran, pueden también desactivar el arranque de los vehículos con un click del ratón.

Por supuesto, este nuevo sistema que está ya instalado en más de dos millones de coches en Estados Unidos, viene también cargado de polémica. Muchos usuarios, con razón, se quejan de que comprar un coche significa ahora también tener que renunciar a tu privacidad -recordemos: los dispositivos tienen GPS-, entregándole mucho más al banco que la promesa de que pagaremos préstamo e intereses.

Los malos de la historia, es decir, los que prestan el dinero a cambio de instalar el dispositivo, aseguran que no es para tanto. En primer lugar, los clientes aceptan el trato, por lo que no deberían quejarse. En segundo lugar, la idea permite a muchas personas a las que a priori no se les concedería el crédito acceder a la financiación para comprarse el coche. Además, dicen, si se paga a tiempo no pasa nada.

Lo de la privacidad es ya un tema aparte: las entidades utilizan el GPS para localizar el vehículo -y a su conductor -en caso de impago de forma más sencilla, pero en muchos casos también imponen al cliente la condición de no poder ir más allá de determinado radio de distancia. ¿Es de verdad sano que el banco sepa siempre dónde estás?

De momento esto funciona solo en Estados Unidos y no parece que vaya a llegar a Europa (unas leyes más estrictas de protección de datos posiblemente lo impidiesen)… pero ¿y si llegase? ¿aceptarías que el banco pudiese instalar un dispositivo así en tu coche?

Comentarios

Deja un comentario

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos a los autores, a cualquier otro comentarista o la empresa propietaria de esta página. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades o suplantando a otros comentaristas. También, procura que tus opiniones estén relacionados con esta entrada. Los comentarios off-topic, promocionales, o que incumplan todas estas normas básicas serán eliminados.