De un tiempo a esta parte, todo se ha vuelto inteligente. Primero fueron los teléfonos, después las televisiones, y poco a poco el prefijo smart se le empezó a poner a los electrodomésticos, a distintas prendas de ropa, a los coches. Y un elemento que era todavía poco smart, sus asientos, va a dejar de serlo dentro de poco. El sistema se llama SmartFit y hará que el asiento del coche se adapte a nuestro cuerpo y se conecte al smartphone.

El asiento viene con Bluetooth, a través del que el usuario se conecta a una app en el smartphone del usuario. Desde esta app podremos hacer que el asiento se adapte a nuestro cuerpo encontrando la postura más adecuada para conducir: le decimos cuánto medimos y pesamos, nos hacemos unas fotos y voilà, ¡el asiento se personaliza para nosotros!

La app incluye también consejos para mejorar nuestra postura cuando conducimos y hasta nos permite comprar mejoras para el asiento. ¿Qué tipo de mejoras? ¡La posibilidad de que el asiento nos dé un masaje! Seguro que eso hace que llevemos mejor los atascos…

Otro avance en cuanto a asientos inteligentes es el creado por unos científicos japoneses: asientos que reconocen el trasero de su conductor, utilizando ese reconocimiento como sistema antirrobo. Si el que está al volante no es el conductor habitual, el coche no arrancará. Posiblemente esto no pase nunca de ser una simple curiosidad (¿y si por alguna circunstancia le tienes que dejar el coche a alguien? ¿qué pasa en el taller? etc), pero nos da una idea acerca de hacia dónde se están moviendo estas tecnologías y qué esperar del futuro.

Ay, el futuro, ¡cada vez está más cerca!

¿Qué te parecen estos avances en asientos? ¿Qué te gustaría que tuviese el asiento de tu coche para ser más smart?

Deja un comentario

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos a los autores, a cualquier otro comentarista o la empresa propietaria de esta página. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades o suplantando a otros comentaristas. También, procura que tus opiniones estén relacionados con esta entrada. Los comentarios off-topic, promocionales, o que incumplan todas estas normas básicas serán eliminados.