Conforme se acerca el invierno el aire se vuelve más frío y también más seco, dos variables que aumentan las posibilidades de recibir una descarga eléctrica al bajar del coche. Dianna Cowern explica por qué sucede esto, y cómo evitarlo, en el vídeo How to not get shocked exiting a car, un fenómeno que también puede producirse al tocar el pomo de una puerta o otra persona.

La causa está en la transferencia de carga eléctrica entre diferentes cuerpos y también a través del aire. Sucede cuando se frota un globo inflado con el pelo o con un jersey: el globo recibe electrones que no tenía, los cuales vienen «cedidos» por el pelo o el jersey, de carga positiva. Como el globo gana electrones su carga es opuesta, es negativa, creando una diferencia de carga entre ambos cuerpos. Por eso después de frotarlo el globo atrae el pelo o se pega al jersey.

Por qué a veces el coche da calambre, y cómo evitarlo

Al bajar del coche hacemos eso mismo, pero de forma involuntaria. Normalmente nos «frotamos» con el asiento para salir del coche, provocando que tanto el asiento como el cuerpo se carguen. En este caso es el asiento el que cede electrones al cuerpo. Normalmente el cuerpo pierde esa carga progresivamente y el efecto pasa desapercibido. Pero si se toca la carrocería metálica del coche antes de haber perdido la carga entonces se producirá una pérdida rápida de esos electrones. El paso violento de electrones desde nuestro cuerpo hacia la carrocería del coche es lo que percibimos como un «calambrazo» más o menos intenso y molesto, aunque no dañino.

Para evitar ese «calambrazo» —explica Dianna— al bajar del coche hay que mantener contacto con la carrocería tocándola con la mano. De ese modo los electrones adquiridos fluyen de forma constante, no de manera violenta, sin sentir nada en el proceso. Problema resuelto, asegura.

Deja un comentario

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos a los autores, a cualquier otro comentarista o la empresa propietaria de esta página. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades o suplantando a otros comentaristas. También, procura que tus opiniones estén relacionados con esta entrada. Los comentarios off-topic, promocionales, o que incumplan todas estas normas básicas serán eliminados.