Seguramente habrás oído hablar de los neumáticos de invierno. Cada vez se hace más promoción de este tipo de neumático y, a pesar de que la idea que tenemos de España es que no es un país que se congele durante el invierno, las nuevas generaciones de “cauchos” hacen viable utilizar los neumáticos de invierno sin temor a que desaparezcan al cabo de un par de miles de kilómetros.

Lo que siempre se ha dicho es que los neumáticos de invierno son perfectos para cuando las temperaturas bajan a una media igual o inferior a 7 u 8 grados, y proporcionan más agarre y seguridad en superficies húmedas o mojadas, y por supuesto sobre nieve. Esa es su razón de ser, proporcionar mayor agarre en superficies deslizantes que un neumático convencional, por ello son obligatorios en unos cuantos países europeos (aquí una lista de países con uso obligatorio de neumáticos de invierno en “Circula Seguro”).

¿Qué diferencia a un neumático de invierno de uno “normal”?

En primero lugar, las propiedades elásticas de la goma de las cubiertas no se pierden por debajo de los 7 grados. Esto implica que si nos encontramos hielo o nieve en la carretera, no nos vamos a encontrar con unos neumáticos rígidos, “entumecidos”. Con eso ya ganamos en seguridad y agarre, pero es que además, los neumáticos de invierno cuentan con un dibujo especial y unas laminillas que actúan como minúsculas uñas que se clavan en el hielo, y permiten que el neumático siga en contacto con el asfalto.

Con estas características, no nos debe extrañar que los neumáticos de invierno puedan sustituir de forma efectiva a las cadenas. Sí, incluso funcionan mejor. Y no tienen más límite de velocidad que el que nos imponga el sentido común, mientras que con cadenas no podemos circular a más de 50 km/h. Con una profundidad de dibujo de unos 4 mm y esas características que le proporcionan los materiales y el propio dibujo, ¿quién no quiere unos?

Recomendados de noviembre a marzo, para lluvia, nieve o hielo

Si queremos hacernos con unos neumáticos de invierno, debemos saber que la época recomendable para montarlos va de noviembre a marzo, pero si vivimos en una zona con muchas lluvias primaverales, podemos estirar el periodo hasta algo más adelante. Los neumáticos más modernos aguantan mejor las condiciones “de seco” y, a menos que conduzcamos de manera agresiva o más rápida de lo normal, duran aproximadamente igual que los neumáticos convencionales.

Además cada vez hay más gama, puedes verlo en la página de cualquier fabricante, pero si nos fijamos en la sección neumáticos de invierno Michelin veremos que los modelos van desde el “normal”, pasando por los neumáticos de invierno para coches más potentes, SUV y 4×4, vehículos comerciales y autocaravanas. Es decir, para casi todos los tipos de coche.

Dentro de lo que son los precios de los neumáticos de invierno hay que decir que son algo más caros, pero el sobreprecio puede rondar el 5% o 10%. Ese sobreprecio se amortiza gracias a la duración media extra de algunos modelos de neumático con respecto a los competidores. A este pequeño sobreprecio debemos sumarle el coste de almacenaje del juego de invierno cuando nos pasamos al juego convencional, y también el coste del cambio, ya sea en “euros” o en espacio y tiempo propios.

Sea como sea, disponer de unos neumáticos que reducen la distancia de frenado sobre suelo deslizante, y que además dan mejor resultado que las cadenas puede ser una gran opción para todos, pero especialmente para las personas que viven en zonas de alta montaña o muy frías. ¡Que también son muchos aquí en España!

Vía | Huffington Post
En el Blog de Citroën | Para que todo vaya sobre ruedas

Comentarios

Antonio -

Yo los he usado hace pocos años y he de decir que me fueron estupendos. Apenas hay sobreprecio en su compra, duran prácticamente lo mismo que uno normal, no hacen más ruido, y no vibran al rodar. Sobre nieve tan de lujo, sobre hielo mejora bastante, pero sobre agua pierden algo de agarre, hay neumáticos convencionales con más adherencia. Compré una llanta y junto con la de repuesto las usaba como invierno. Las recomiendo sin ninguna duda.

Neumático de invierno -

Hola,
Como bien has dicho, los neumáticos de invierno son útiles por debajo de 7ºC. Partiendo de esto, cada conductor debe decidir si necesita montarlos o no dependiendo de la región en la que viva y de la temperatura de ésta.

Un saludo

Deja un comentario

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos a los autores, a cualquier otro comentarista o la empresa propietaria de esta página. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades o suplantando a otros comentaristas. También, procura que tus opiniones estén relacionados con esta entrada. Los comentarios off-topic, promocionales, o que incumplan todas estas normas básicas serán eliminados.