Los puentes son una de las maravillas de la ingeniería que han hecho que todo sea más fácil. Han unido barrios, ciudades y hasta países. Permiten pasar de un lado a otro sin tener que coger barcos o, lo que es peor, dar un enorme rodeo. ¡Vivan los puentes! Sabemos que los hay de muchos tipos y estilos, aunque al final todos coinciden en servir para transportarnos de una orilla a otra. Eso sí, hay también puentes mucho más especiales. Estos son los 10 puentes más raros del mundo.

1. Rolling Bridge (Reino Unido)

The Rolling Bridge

Foto: Albin Olsson

Una de las atracciones turísticas menos conocidas de Londres: ¡un puente rodante! ¿Qué significa exactamente? Que cada vez que va a pasar un barco (en realidad, solo los viernes al mediodía), en vez de abrirse en dos, se enrolla de un extremo al otro. Funciona con un sistema de bombas hidráulicas y tarda unos 3 minutos.

2. Henderson Waves (Singapur)

Henderson Waves

Foto: fechi fajardo

El diseño ondulado de este puente peatonal es espectacular, aunque al final es todo un poco ilusión óptica: los peatones van en realidad sobre llano, pasando bajo los arcos que forman las curvas hacia arriba. Hay muchas áreas de descanso en las que sentarse en un banquito o simplemente admirar las vistas.

3. Pont Gustave Flaubert (Rouen, Francia)

Pont Gustav Flaubert

Foto: J. Estrat

Otro puente levadizo, este sobre el Sena, con un sistema alternativo para dejar pasar a los barcos. En vez de abrirse en dos… ¡se eleva varios metros como si de un ascensor se tratase! Llega a subir 55 metros, lo que hace que sea el puente levadizo más alto de Europa. Tarda 12 minutos en llegar arriba de todo, algo que hace entre 30 y 40 veces al año.

4. Langkawi Sky Bridge (Malasia)

Langkawi Sky Bridge

Foto: I’m George

Un puente peatonal en curva que, a 600 metros sobre el nivel del mal, es uno de los más altos del mundo. Se llega a su entrada en teleférico y eleva a los visitantes por encima de los árboles. Gracias a esto y a su forma curvada, permite unas vistas panorámicas muy impresionantes sobre el archipiélago de Langkawi, formado por 99 islas.

5. Gateshead Millennium Bridge (Newcastle, Reino Unido)

Gateshead Millennium Bridge

Foto: freefotouk

Abierto solo para peatones y ciclistas, lo más especial de este puente es que en realidad es un ojo: cuando tiene que pasar un barco, una de las partes se levanta acercándose a la otra, en un movimiento que recuerda al de un pestañeo. La imagen es tan peculiar, que con cierta frecuencia el puente se mueve también aunque no haya barcos: solo para los turistas.

6. Slauerhoffbrug (Países Bajos)

Slauerhoffbrug

Foto: Bert Kaufmann

Otro puente levadizo que le da una vuelta al concepto clásico: aquí lo que se levanta es una plataforma de 15×15 metros, movida por un brazo robótico. Toda la estructura se sustenta sobre un único pilar de hormigón, por lo que está claro que el trabajo de ingeniería (¡e ingenio!) que juega con las cargas y hace esto posible es mucho. Está en la ciudad holandesa de Leeuwarden.

7. Moses Bridge (Países Bajos)

Moses Bridge

Foto: Forgemind Archimedia

El Puente de Moises se llama así por una razón muy clara: ¡divide las aguas! Se trata de un “puente hundido” que atraviesa el foso del Fort de Roovere, permitiendo a los visitantes acceder al fuerte. Está diseñado de tal forma que, de lejos, es imposible darse cuenta de que efectivamente existe un puente.

8. Puente de los Cangrejos (Isla de Navidad, Australia)

Cangrejos

Foto: Christmas Island National Park

¿Para coches, peatones o ciclistas? Para ninguno de ellos: este puente está construido pensando en… ¡cangrejos! Todos los años estos crustáceos realizan migraciones del centro de la isla hacia el océano, y lo hacen en masa. Para evitar carreteras llenas de cangrejos, en la isla pensaron en darles su propio camino y su propio puente. ¡Mucho tráfico!

9. Flipper Bridge (Hong Kong/China)

nlarchitects

Foto: NL Architects

En Hong Kong se circula por la izquierda (fueron colonia británica). En China, por la derecha. ¿Cómo organizar los pasos de un lugar a otro? El Flipper Bridge es la ingeniosa solución: separar ambos sentidos de la carretera, cambiarlos de lado, y volver a juntarlos. Así, los conductores que van desde China, salen conduciendo por la derecha y finalizan el puente en el lado izquierdo, y viceversa. Fantástico, ¿no? El puente, no obstante, no existe: diseñado por el estudio NL Architects, no ganó el concurso.

10. Aiola Island Bridge (Austria)

Aiola

Foto: Charles Vincent

Vito Aconcci, arquitecto de este puente, se dio cuenta de que en los puentes en los que hay peatones estos suelen pararse en el medio para disfrutar las vistas, así que decidió darles una isla entera. El puente tiene forma de caracol y en la isla artificial hay restaurantes, bares, un teatro, cine y hasta un solarium. Fue construido en 2003.

Deja un comentario

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos a los autores, a cualquier otro comentarista o la empresa propietaria de esta página. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades o suplantando a otros comentaristas. También, procura que tus opiniones estén relacionados con esta entrada. Los comentarios off-topic, promocionales, o que incumplan todas estas normas básicas serán eliminados.