Si alguien hiciese un estudio sobre el tipo de aplicaciones móviles que se desarrollan para hacer más sencilla la vida de los conductores, habría una categoría que seguramente quedaría de primera con más propuestas de apps: aparcar. ¿Quién no ha perdido una gran parte de su valioso tiempo buscando plaza de aparcamiento en una ciudad?

Una de las últimas en sumarse a la lista es Llollo, una app madrileña que propone una solución directa y rápida para los que tengan menos paciencia: poder pedir desde el móvil que una persona venga a aparcarte el coche. Tardará unos minutos en llegar, pero en ese tiempo no tendrás que estar moviéndote y poniéndote nervioso, y luego solo tendrás que entregarle las llaves y olvidarte.

¿Adónde llevará el “valet” o agente cualificado tu coche? Puedes estar tranquilo: lo dejará en un parking privado y vigilado para que no le pase nada. Cuando quieras recuperar tu coche ni siguiera tendrás que desplazarte hacia el lugar en el que está. Abre la app, di que lo quieres y dónde quieres que te lo entreguen. En poco tiempo tendrás el vehículo de nuevo en tus manos.

Se trata, evidentemente, de un servicio de pago, pero los creadores de la app destacan que sus precios son competitivos: tienen una tarifa máxima de 15 euros por día (aunque por hora sean 5,50 euros), además de la opción de contratar abonos mensuales desde 199 euros al mes.

Como acaban de empezar, el servicio está disponible solo en un par de zonas de Madrid (el Barrio de Salamanca y la estación de Atocha), aunque planean ir poco a poco ampliándose a más lugares. De momento, han anunciado ya que próximamente empezarán a ofrecer el servicio en el Aeropuerto de Barajas, muy buena idea para viajeros que no quieran dejar su coche en el parking del aparcamiento mientras están fuera.

Desde la empresa destacan también la seguridad del servicio: no le das tu coche a cualquiera, sino a una persona cualificada que ha pasado varios tests de conducción y etiqueta. Además, en el hipotético caso de que le pasara algo al vehículo cuando está en manos de Llollo, ellos se comprometen a repararlo (tienen un seguro a todo riesgo).

La app, disponible de forma gratuita para iOS y Android, busca ayudar a los usuarios a ahorrar tiempo y dinero (el que se pierde en forma de combustible dando vueltas) ofreciendo un servicio casi de lujo. ¿Dejarías tu Citroën en manos de uno de los valets de Llollo? ¿Crees que la idea puede ayudar a reducir el problema del aparcamiento?

Deja un comentario

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos a los autores, a cualquier otro comentarista o la empresa propietaria de esta página. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades o suplantando a otros comentaristas. También, procura que tus opiniones estén relacionados con esta entrada. Los comentarios off-topic, promocionales, o que incumplan todas estas normas básicas serán eliminados.