A las puertas del crudo invierno, y pensando ya en qué tipo de mantenimiento tenemos que hacer al coche para viajar seguros, conviene ver la otra cara de la moneda: la de las infracciones más comunes en nuestro país. ¿Por qué? Sencillamente, porque diciembre es uno de los meses con más desplazamientos que tienen cierto riesgo debido a las condiciones climatológicas.

El frío, la lluvia, la niebla, la nieve y las placas de hielo hacen todavía más peligrosas algunas de las infracciones que vamos a comentar, y si queremos volver a casa por Navidad en perfectas condiciones, conviene ser más prudentes todavía y no caer en el riesgo inútil que suponen algunas de las acciones que vamos a ver.

Sistemas de retención, móvil al volante y poca distancia de seguridad

A finales del mes de septiembre, la DGT sacaba una nota de prensa con datos increíbles con respecto a los sistemas de retención: no solo sigue habiendo conductores que no utilizan el cinturón de seguridad de forma sistemática, sino que hay muchos niños que van de pasajeros sin retención alguna. Para quienes nacimos en los setenta u ochenta, los recuerdos de los viajes en coche sin cinturón de seguridad son vívidos, pero todos estaremos de acuerdo en que no pasó nada, pero si llega a pasar… Que en pleno 2014 haya padres que pongan en riesgo la vida de sus hijos, es alucinante:

[…] los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil detectaron 377 menores de doce años que viajaban en vehículos sin hacer uso de ningún dispositivo de seguridad.
De estos 377 menores, 129 viajaban en el asiento delantero y otros 248 en los asientos traseros.

Este dato está en perfecta correlación con la cantidad de adultos que no hacen uso del cinturón de seguridad: 4.229 personas, entre conductores y ocupantes, fueron detectadas sin el correspondiente cinturón de seguridad abrochado. Todos estos datos se recabaron en una sola semana de inspecciones, que como sabemos solo representan estadísticamente a la población. Los números reales y absolutos tienen que ser mucho mayores, y es muy preocupante.

Otra de las infracciones más comunes y peligrosas es circular con el móvil en la mano, ya sea escribiendo mensajes, leyéndolos, revisando el correo, buscando en la agenda,… cualquier cosa que se nos ocurra. Utilizar el móvil mientras conducimos es peligroso, y está prohibido, pero seguimos sorprendiéndonos al ver en la televisión personas que van leyendo mientras conducen (¡incluso libros impresos!). ¿Es eso razonable? ¿Hay tanta necesidad de hacer más cosas que no sean concentrarse en la circulación?

En otro orden de cosas, tenemos la distancia de seguridad, un concepto que no se guarda por regla general por el grueso de conductores. Hay dos conceptos interesantes relacionados con dejar una buena distancia de seguridad: nos cercioramos de que, en caso de emergencia, tendremos espacio suficiente para reaccionar y frenar, o esquivar; de propina, contribuiremos a que no se produzcan atascos kilométricos. Saber estas dos ventajas de la distancia de seguridad debería ser más que suficiente para que, automáticamente, todos guardásemos ese espacio. Porque no llegamos mucho antes por mantenernos pegados al de delante.

Estas infracciones son las más comunes en las carreteras, aparte de las consabidas de exceso de velocidad, saltarse un STOP, y similares. Son infracciones que parecen menos graves, pero que realmente son peligrosas por su propia naturaleza: la distancia de seguridad inexistente implica colisión si hay un imprevisto; el texting o estar pendientes del móvil implica también peligro si hay un despiste, y no llevar sistema de retención es peligroso en el momento de una colisión (lógicamente). Por los que más quieras, este invierno respeta la distancia de seguridad, ponte el cinturón, y deja el móvil a buen recaudo mientras conduces.

Foto | Jorge Franganillo

Comentarios

Deja un comentario

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos a los autores, a cualquier otro comentarista o la empresa propietaria de esta página. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades o suplantando a otros comentaristas. También, procura que tus opiniones estén relacionados con esta entrada. Los comentarios off-topic, promocionales, o que incumplan todas estas normas básicas serán eliminados.