Aceptar que tu hijo se ha hecho lo suficientemente mayor como para que la sociedad confíe en que pueda conducir un coche es un momento algo complicado para los padres, que muchas veces siguen viéndolo como un bebé. Y, sin embargo, aquí está, con sus 18 años y su flamante nuevo carnet de conducir que abrirá una nueva era en su vida y en su independencia.

La preocupación es normal y existe desde que existen los carnets de conducir, pero en los últimos años se ha visto algo acrecentada -con razón -por una nueva aparición en nuestras vidas: los smartphones. Los datos son bastante preocupantes: el 35% de los menores de 35 años usan el móvil con frecuencia mientras conducen. ¡Y uno de cada cuatro jóvenes europeos admite haberse hecho un selfie al volante! ¿Cómo pueden estar tranquilos los padres cada vez que ven a sus hijos salir en coche? Desde Cellcontrol quieren lograrlo con DriveID.

La idea es sencilla: bloquear el smartphone del conductor mientras este está al volante, de forma que no reciba las notificaciones y, por lo tanto, no tenga la tentación de mirar la pantalla. Esto ya lo hacía otro gadget de Cellcontrol del que hablamos hace unos meses, pero DriveID va un paso más allá: divide el coche en áreas, de forma que el smartphone no funcionará en el asiento del conductor, pero sí en el del copiloto o en los asientos traseros.

DriveID tiene dos componentes principales: una especie de cajita negra que se coloca en la luna delantera y que es la que divide el coche en zonas por Bluetooth, y una app que se activa de forma automática cuando el conductor pone el coche en marcha.

¿Qué pasa entonces si alguien nos llama mientras conducimos? Muy sencillo: la persona que nos llama recibirá un SMS explicando que el usuario del teléfono está conduciendo, pero que contestará cuando acabe su viaje.

Todo esto es práctico para cualquier conductor, pero Cellcontrol se está centrando en los padres preocupados, para los que añade unas cuantas funcionalidades extra: recibir alertas si el coche se mueve a partir de cierta hora o supera límites de velocidad, o si alguien intenta desinstalar el gadget del coche. También se pueden añadir excepciones de apps (como las de navegación) o números (los de los padres).

DriveID se puede comprar desde la web de Cellcontrol por 129 dólares.

Deja un comentario

Nos encantará conocer tu opinión, pero primero tenemos que indicarte que los comentarios están moderados, y no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos a los autores, a cualquier otro comentarista o la empresa propietaria de esta página. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades o suplantando a otros comentaristas. También, procura que tus opiniones estén relacionados con esta entrada. Los comentarios off-topic, promocionales, o que incumplan todas estas normas básicas serán eliminados.